x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

09
Ago
2017
En busca y captura un conductor de autobús detenido en Villarejo cuando sextuplicaba la tasa de alcohol PDF Imprimir E-mail
Zona Este - Sureste
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Los pasajeros alertaron al 112 al darse cuenta de que no se encontraba en condiciones

El pasado sábado se producía en la Zona Este un suceso que terminó bien aunque podría haber acabado de la peor forma posible, y es que la Policía detuvo en Villarejo de Salvanés a un conductor de autobús que sextuplicó la tasa de alcohol permitido mientras conducía un bus con 40 pasajeros a bordo.

Todo comenzaba a las cinco y media de la tarde del sábado en la Estación Sur de Autobuses de Méndez Álvaro, de donde partía un bus de Alsa con destino Murcia. Sin embargo, enseguida los cuarenta pasajeros a bordo notaron que algo no iba del todo bien, ya que el conductor aceleraba y frenaba sin razón aparente, además de negarse a encender el aire acondicionado.

Un conato de motín obligaba al conductor a parar en una gasolinera de Villarejo, a cincuenta kilómetros de Madrid, donde los pasajeros llamaban al 112 haciendo que se presentase la Policía Local del municipio. Con la llegada de la Guardia Civil, se realizó un control de alcoholemia con resultado incontestable: 0,89 mg/l cuando el máximo permitido para un conductor de autobús es de 0,15 mg/l, cifra que se rebajaba a 0,77 mg/l en una segunda prueba.

Ante semejante resultado, la Guardia Civil detenía al conductor, mientras que los pasajeros recogían sus pertenencias al quedar inmovilizado el vehículo, y esperaban la llegada de un nuevo autobús que les llevase, por fin, hasta Murcia, hacia donde partían pasadas las siete y media de la tarde.

Pero la cosa no terminaba ahí, ya que, como consecuencia de lo ocurrido, el hombre estaba citado en la mañana de ayer en los juzgados de Arganda para hacer frente a un juicio rápido, citación a la que no se presentó procediendo a dictarse de inmediato una orden de busca y captura.



 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar















A Todo Color








Noticias Relacionadas