x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

26
Abr
2013
¿Moción de censura a Javier Bello?, UPyD Alcalá se hace mayor PDF Imprimir E-mail
Punto D Vista - Microscopía
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Los magenta se cansan de los chuleos del PP y deciden poner fin a su corta relación

¡Basta ya! Eso es lo que han tenido que pensar los responsables del partido de Rosa Díez en la ciudad complutente para adoptar una decisión que puede perjudicarles seriamente o puede encumbrarles al Olimpo de ser alternativa de Gobierno.

Los magenta, cansados de los incumplimientos sistemáticos por parte del Gobierno de Bello de los acuerdos de investidura tras la espantá de Bartolomé Gonzaléz (alias Apalabrado), han dado un golpe en la mesa y plantean, ahora sí, ir de la mano con un compañero de viaje muy peligroso para sus intereses: el PSOE.

Peligroso porque si quieren seguir vendiendo la imagen de “partido transversal” (bonito eufemismo para definir “arrimarse al sol que más calienta”), lo lógico sería que no intervinieran en el supuesto Gobierno, sino que se limitaran a apoyar acuerdos puntuales. Pero tal y como pasó con Whassap, UPyD necesita rentabilizar los apoyos y probablemente sí tenga la intención de formar gobierno colocando a alguno de sus líderes en un puesto de responsabilidad. Pero el PSOE es mal compañero de viaje: por un lado el escaso apoyo del PSM a su líder en Alcalá y por otro, el pactar con un partido que tiene la peor imagen de la democracia, no parece una garantía de éxito electoral.

La situación en Alcalá es caótica: una administración local elefantiásica (solo hay que pasear por el gigantesco edificio que tiene la Concejalía de Hacienda), las innumerables empresas públicas casi sin atribuciones, el excesivo número de cargos de confianza y enchufados de toda índole (recuerdo el artículo “La Ciudad de los enchufes”, publicado por Interviu) o la preocupante deuda municipal.

Retos que el PP de Bello ni se ha planteado en solucionar y que si llegan a un acuerdo los magenta y los socialistas se pondrán sobre la mesa. El riesgo que se corre es que incidan en los mismos errores tradicionales, metiendo más asesores y cambiando de puesto a los enchufados.

UPyD tiene una imagen que mantener y si le hinca el diente al pastel con demasiada ansia de poder, decepcionará a muchos ciudadanos que creen que los del partido magenta están hechos de otra pasta. De momento, es de destacar que el acuerdo se ha hecho público tras la visita de Rosa Díez a la ciudad complutense por lo que el partido desde Madrid mirará con lupa lo que hagan sus compañeros, ya que un triunfo en Alcalá daría muchos puntos al partido a nivel regional mientras que un “bipartito” desastroso y desafinado puede arrollar las siglas del mismo.

La gran incógnita es saber que hará IU tras los intereses que tiene en que el PP siga ocupando el sillón. Si votan en contra, sus votantes no entenderían como sostienen a la derecha en el gobierno municipal y si lo hacen a favor, nos metemos en un tripartito de centro-izda con muchas posibilidades de que no funcione.

Por otra parte, UPyD Alcala que ya quiere hacerse mayor (aunque bajo la atenta mirada de su progenitora), revisaría mucho un pacto con IU. Si es con el PSOE su militancia puede comprender que es un mal menor, pero con un segmento político tan radicalizado en la actualidad como IU, el pacto podría venderse como una traición a los ideales de UPyD y un desenmascaramiento de las verdaderas intenciones del partido magenta: poder, poder y poder.

Lo más lógico que es IU se abstenga y llegue a acuerdos puntuales con el nuevo gobierno pero esta situación bloquearía el ayuntamiento de nuevo y lo haría ingobernable erosionando la imagen de los partidos involucrados y volviendo a una situación insostenible.

Todo apunta a que UPyD ha elegido Alcalá como escenario para su primer experimento de poder pero ¿han calibrado los riesgos del pacto?, ¿han definido ya una linea ideológica que les otorgue credibilidad ante los ciudadanos?, ¿no tiene miedo que el PSOE vaya a vender como éxito suyo el recuperar el Gobierno de Alcalá mientras ellos son convidados de piedra?, ¿se arrepentirán de dar el bastón de mando a un gobierno socialista?, ¿lo pagarán en las autonómicas?.

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar















ChoniEncuesta

A Todo Color








Noticias Relacionadas