x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

13
Dic
2019
Los agricultores denuncian superpoblación de conejos en el Sureste PDF Imprimir E-mail
Zona Este - Sureste
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Foto cedida por ASAJAExplican que no es compatible con la catalogación de especie en riesgo de extinción

Asaja Madrid invita a reflexionar sobre la catalogación del conejo como especie en alto riesgo de extinción que ha promovido la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) en el marco de la Cumbre del Clima de Madrid y considera que es necesario un estudio más pormenorizado  para acotar geográficamente las áreas en las que realmente haya podido aparecer esta problemática. Desde la agrupación madrileña de la Asociación Agraria de Jóvenes Agricultores y Ganaderos se pone el foco especialmente en el área Sureste de la Región, una zona que viene presentando desde años una superpoblación de conejos que año tras año provoca cuantiosos daños a los cultivos.

La UICN, centrando la problemática en España, Portugal y el sur de Francia, ha incluido al conejo en su Lista Roja de Especies Amenazadas, el mayor y más detallado catálogo mundial sobre el estado de conservación de las especies. Este organismo considera que la presencia geográfica del conejo ha protagonizado un declive en los últimos años e incluso ha estimado en un 70% el descenso de su población. Desde Asaja Madrid se apuesta por profundizar y elaborar un censo mucho más exhaustivo que permita acotar las áreas geográficas en las que su presencia tradicional estuviera en peligro.

Desde Villarejo de Salvanés, el agricultor Mariano García muestra su contrariedad ante lo que considera una generalización. “En nuestra zona los daños que viene provocando el conejo son enormes. Aquí sucede todo lo contrario a lo que señala este informe. Y desde hace años. Los que trabajamos el campo en el área de Villarejo, Brea de Tajo, Estremera, Orusco, Carabaña… venimos conviviendo con una auténtica plaga. Aquí ni la mixomatosis ni la enfermedad hemorrágico vírica han aniquilado o afectado sensiblemente a su población. Tampoco podemos decir que haya cuestiones urbanísticas o de infraestructuras que hayan acabado con su hábitat natural; en esta zona hablamos de un problema puro y duro de superpoblación. En los último cinco años, centrándonos en el cereal, el daño ha ido a más de temporada a temporada, no es una cuestión de un daño puntual o la afección de  una sequía”.

Además del cereal o de los perjuicios que también sufren otros cultivos hortofrutícolas, es la vid la gran perjudicada de la acción del conejo en el Sureste madrileño. “El conejo viene provocando importantes daños en la uva e incluso está afectando al mantenimiento de la propia denominación de origen Vinos de Madrid, ya que no se alcanzan los 5.000 kilos producidos por  hectárea que estipula la propia Denominación de Origen. En Villarejo de Salvanés la acción del conejo ha provocado daños entre un 10% y un 15% de la producción. Una cosecha ya de por sí con sus problemas y en una zona donde además se han venido quitando viñas. Tenemos menos viñedos y se los comen más”, aporta García. “El estudio incluso habla del conejo autóctono,  pero algunas investigaciones del Instituto Madrileño de Investigación y Desarrollo Rural, Agrario y Alimentario nos presentan un tipo de conejo con mucho más peso, con más dimensiones… que no es autóctono y tampoco tenemos claro su origen”.

Desde Asaja Madrid, como una de las posibles soluciones para frenar esta sobrepoblación, se viene pidiendo que, al igual que sucede en la vecina Castilla-La Mancha, colindante con varios términos municipales, la normativa permita la caza del conejo durante todo el año.Francisco José García, presidente de Asaja Madrid: “No pretendemos poner en duda las conclusiones del estudio en cuestión o la decisión de considerar al conejo una especie amenazada, pero sí poner el foco en la necesidad de contextualizar mucho mejor en qué áreas geográficas realmente se han producido estos problemas.

La especie ha sufrido epidemias muy graves en las últimas décadas y poco a poco, con mucho esfuerzo de las autoridades, se ha logrado recuperar el número de conejos y liebres que pueblan nuestros campos. Centrándonos en el ámbito de la Comunidad de Madrid realmente sus territorios tradicionales han gozado de buena salud. Y con gran perjuicio para los cultivos. Por eso creemos que esta problemática requeriría un estudio más pormenorizado y desglosado”.

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

A Todo Color



































Noticias Relacionadas