x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

02
Feb
2022
Sube en casi 20.000 personas el paro en España mientras Madrid vive el mejor enero de su historia con 10.000 parados menos PDF Imprimir E-mail
Otras Noticias - España
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Foto cedida por CAMLa reforma laboral hace subir el número de contratos fijos

El total de parados registrados en el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) al término del mes de enero se incrementó en 17.173 personas respecto al mes anterior (0,55%). Es el mejor registro en los últimos 25 años en un mes en el que el paro aumenta habitualmente.  En términos desestacionalizados, el paro registrado baja en 75.210 personas.

El paro ha experimentado un marcado descenso en términos anuales, registrando un récord en la serie histórica al descender en 841.275 personas (-21,22%).  El paro registrado se ha situado en 3.123.078 personas.

El número total de contratos registrados durante el mes de enero ha sido de 1.596.332. Supone una subida de 293.903 (22,57%) sobre el mismo mes del año 2021.  En enero de 2022 se han registrado 238.672 contratos de trabajo de carácter indefinido.  Representan el 15% de todos los contratos, lo que refleja el impulso a la contratación estable que ha propiciado el Real Decreto Ley 32/2021 de 28 de diciembre actualmente en vigor.  Ha sido el mejor mes de la serie histórica en cuanto a la firma de nuevos contratos indefinidos, excluyendo conversiones de contratos temporales.

Supone, además, un incremento de 114.481 (92,18%) sobre igual mes del año anterior. Con una mirada retrospectiva, respecto a enero de 2019, la contratación indefinida ha aumentado un 31,6%, mientras que la contratación temporal se ha reducido el 19%.  El resto de contratos, hasta completar el total de 1.596.332 del mes de enero de 2022, son 8.948 de carácter formativo y 1.348.712 otro tipo de contratos temporales.

Con respecto al mes de diciembre, el paro desciende en el colectivo sin empleo anterior en 9.386 personas menos (-3,67%), en Construcción en 7.304 personas (-2,83%) y en Industria en 2.421 personas (-0,94%).  Sube en Servicios en 33.627 personas (1,54%) y en Agricultura en 2.657 personas (1,83%).  Respecto a enero de 2021, el desempleo desciende en todos los sectores de actividad en Servicios en 577.132 personas, en el colectivo sin empleo anterior en 99.905 personas, en construcción en 66.642 personas, en Industria en 60.429 y, finalmente, en Agricultura en 37.167 personas.

El paro entre las mujeres aumenta en 17.431 (0,96%) en relación al mes de diciembre.  El desempleo masculino ha descendido en 258 personas (-0,02%).  El total de mujeres desempleadas es de 1.841.463, el dato más bajo desde 2009. El total de hombres registrados se sitúa en 1.281.615.  Si lo comparamos con enero de 2021, el paro masculino cae en 409.363 (-24,21%) y el femenino baja en 431.912 (-19,00%).

El desempleo de los y las jóvenes menores de 25 años cae en el mes de enero en 3.119 personas (-1,40%) respecto al mes anterior.  En el último año el paro en este colectivo ha descendido en 137.648 personas (-38,5%).  El total de personas jóvenes inscritas es de 219.475, la cifra más baja en un mes de enero de la serie histórica.

El paro registrado en el primer mes de 2022 baja en la Comunitat Valenciana (-12.188), en la Comunidad de Madrid (-9.750) y en Illes Balears (-1.539).  En el último año, el desempleo se ha reducido en todas las comunidades autónomas.  Al final del último mes del año, el total de beneficiarios era de 1.842.238 personas que recibieron prestaciones por un importe total de 1.834 millones de euros, con una disminución del 25,8% respecto al mismo mes del año anterior.

El gasto medio mensual por beneficiario, sin incluir el subsidio agrario de Andalucía y Extremadura, en el mes de diciembre de 2021 ha sido de 1.021,3 euros.  Continúa la tendencia de caída del importe de las prestaciones por ERTE, que marca un nuevo mínimo de 82 millones de euros.        El número de trabajadores protegidos por ERTE vinculados a la COVID-19, procedentes de alguna de las modalidades de ERTE puestas en marcha durante la pandemia, ha cerrado el primer mes de 2022 en 105.043 personas, lo que supone un descenso de más de 30.000 personas respecto al 31 de octubre, cuando se pusieron en marcha las nuevas modalidades de ERTE-COVID.

Del total, los trabajadores se distribuyen prácticamente al 50% entre los que están en suspensión parcial (50.294) y total (54.749), según los datos preliminares de la Seguridad Social.  Los 105.043 trabajadores suponen un descenso de más de 820.000 respecto a los protegidos justo un año antes por los ERTE vinculados al COVID y una disminución de más de tres millones respecto al momento más agudo de la pandemia.

Esto supone que más del 97% de los trabajadores que estuvieron protegidos por este mecanismo ya se han reincorporado.  Del total de los trabajadores protegidos a cierre de enero, hay 75.303 con derecho a exoneraciones por formación. Prácticamente todas las empresas han declarado ya si realizarán o no programas de formación. De los comunicados hasta ahora, 30.252 trabajadores se verán beneficiados por alguno de estos programas de formación y, por tanto, sus empresas recibirán exoneraciones especiales en las cotizaciones sociales.

Por sectores, se mantiene una importante concentración sectorial en las actividades relacionadas con la hostelería y el turismo. El sector que más trabajadores tiene protegidos por ERTE es el de agencias de viajes (con un 28,9% del total de los trabajadores del sector), seguido del servicio de alojamiento (con un 7,6%) y del transporte aéreo (7,6%).

A 31 de enero, están protegidos por ERTE-COVID un 0,70% de los afiliados del Régimen General (sin contar regímenes especiales). Sólo las islas tienen a más del 1% de los trabajadores en ERTE-COVID y, por el contrario, Huesca es la provincia en la que menos trabajadores quedan en estas modalidades, con un 0,14% de sus afiliados en ERTE.

De media, a lo largo del mes de enero, han estado protegidos por ERTE vinculados al COVID un total de 105.677 trabajadores. A pesar de la sexta ola de la pandemia, el número de trabajadores en ERTE se ha mantenido estable a lo largo de todo el mes de enero, a diferencia de lo que sucedió en las olas anteriores.  Además, hay otros 11.778 trabajadores en ERTE-ETOP (por causas no relacionadas con la pandemia), con una ligera reducción respecto a los 20.124 que existían a 30 de diciembre.

Por sectores, este tipo de ERTE existe una notable concentración en el sector industrial tras el descenso de trabajadores en ERTE que ha experimentado el sector del motor.

El número de afiliados a la Seguridad Social en términos desestacionalizados se situó en 19.914.375 personas en enero, tras aumentar en el último mes en 71.948 respecto al mes anterior (un 0,36% más), superando el promedio habitual de los años previos a la pandemia.  Es el noveno mes consecutivo en el que aumenta la afiliación a la Seguridad Social. En ese periodo se han registrado casi 900.000 trabajadores más.

El dato de enero supone el nivel de afiliación más alto registrado de la serie y supera en 434.561 personas la cifra de ocupados de febrero de 2020, mes previo al inicio de la crisis sanitaria de la COVID-19. Incluso descontando los trabajadores en ERTE o autónomos con prestaciones extraordinarias, se supera en 295.000 personas el nivel de empleo de febrero de 2020, antes del inicio de la crisis sanitaria.

Por sectores, la recuperación del empleo respecto a los niveles previos a la pandemia es generalizada, destacando el buen comportamiento de información y comunicaciones o actividades sanitarias, que crecen un 10,7% y un 8,4% respecto al nivel que tenían antes de la pandemia.  Geográficamente, la recuperación del nivel de empleo previo a la pandemia también es generalizada, con todas las provincias, excepto dos, superando la afiliación que tenían en febrero de 2020.

En una treintena de provincias, el empleo ha crecido más de un 2% respecto al nivel previo a la pandemia.  Descontando la estacionalidad y el efecto calendario, ha habido crecimiento en casi todas las ramas de actividad. El mayor incremento se ha producido en la rama de los Servicios, con 64.278 afiliados más; le siguen Industria (5.528) y Construcción (3.513).

La rama de la Industria ha crecido de forma consecutiva en todos los meses desde junio de 2020, mientras que la Construcción lo hace desde febrero de 2021 y Servicios, desde mayo del pasado año. Agricultura pierde 1.797 afiliados por el fin de la mayoría de las campañas agrícolas.  Por su parte, el número de asalariados aumentó en 68.746 trabajadores respecto a diciembre, mientras que el de no asalariados lo hizo en 2.799 personas.

El colectivo de trabajadores por cuenta propia acumula 15 meses consecutivos de crecimiento.  En el último año y sin ajuste estacional, la afiliación ha crecido en 797.681 personas, lo que supone un aumento del 4,24% del número medio de trabajadores. Los sectores que han registrado mayores aumentos respecto al mismo mes del año pasado en el Régimen General son Hostelería (16,68%), Actividades Artísticas, Recreativas y de Entretenimiento (15,72%) Información y Comunicaciones (9,10%) y Actividades Profesionales Científicas y Técnicas (7,17%).

En cuanto a los territorios, en los últimos doce meses han incorporado ocupados todas las comunidades autónomas. Destaca el aumento de afiliados a la Seguridad Social en Canarias (6,84%), Islas Baleares, con un 5,31%, la Comunidad de Madrid (5,25%) y Castilla-La Mancha (5,01%).   La Comunidad de Madrid ha registrado por primera vez en su historia un descenso del paro en el mes de enero, con una reducción de 9.750 personas desempleadas en este periodo, un -2,7% con respecto a diciembre de 2021.

Estas cifras contrastan con el indicador nacional, que repunta en 17.173 trabajadores más que buscan trabajo.  Los datos dados a conocer hoy por los ministerios de Trabajo y Economía Social, y de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, reflejan que, en términos interanuales, la caída del paro en la región ha sido del 19% (83.727 menos).

Con ello, en la actualidad 355.957 personas no tienen empleo, la cifra más baja desde el comienzo de la pandemia por COVID-19 en marzo del año 2020.  La afiliación a la Seguridad Social ha disminuido en 24.997 personas respecto a diciembre (0,74%), aunque en el resto del país ha sido mayor (1%).

A pesar de ello, la Comunidad de Madrid anota su mejor resultado en un mes de enero, y si se compara con el mismo período del año anterior, el crecimiento ha sido del 5,25% (168.032 trabajadores).

Por sectores productivos, el descenso del paro es generalizado, un -1,8% en el sector Servicios; -5,4% en Construcción; -1,5% en Industria, y -4,9 % en Agricultura. Tomando como referencia los niveles de estudios, el paro ha decrecido en todos los casos. Educación Universitaria y Tercer Ciclo disminuye un -2,0; Secundaria un -2,2%, mientras que en Primaria la variación es del -3,7%.

El desempleo cae también en todos los tramos de edad, siendo más significativo en las personas menores de 30 años, con un -5,6%; en el tramo de 30 a 54 años lo hace en un -2,7%, y entre los mayores de 55 un -1%.  Por otro lado, en enero de este año se formalizaron 198.350 contrataciones, un 36,2% más que en el mismo mes de 2021, mientras que la media nacional ha repuntado tan solo un 22,6%. De todos los que se han formalizado, casi uno de cada cuatro contratos (24,7%) fue indefinido, frente al 15% de España.

El paro se redujo en enero en 4.878 personas en la ciudad de Madrid. Una bajada histórica del 2,8 % que supone, según las cifras publicadas hoy por el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE), el primer descenso en un mes de enero desde hace 17 años (fecha en que comenzó a registrarse el paro con esta metodología). Esta bajada del desempleo en enero en la capital supera la reducción registrada en la Comunidad de Madrid y contrasta con el aumento del 0,6 % en el conjunto de España.

El descenso del paro en enero se suma a la bajada histórica que este indicador acumula desde hace un año. La cifra de desempleo en los últimos doce meses se ha reducido un 21,13 % y por sectores de actividad, el descenso interanual ha sido más acentuado en servicios (36.447 personas menos) y construcción (3.227 personas menos) con bajadas de un 21 % en ambos, seguidos de industria (1.462 personas menos) con un descenso del 17 % y agricultura con un 14 % de bajada.

En relación con el último mes, el número de personas en paro se redujo un 2,1 % en industria, un 5 % en construcción y un 2 % en servicios.  Por secciones de actividad, los mayores descensos interanuales se han producido en hostelería, con un descenso del 33 %, actividades de organizaciones y organismos extraterritoriales, que ha bajado un 27,6 % y actividades artísticas, recreativas y de entretenimiento con una reducción del 26,2 %. Donde más aumenta el desempleo respecto al año pasado es en suministro de energía eléctrica, gas, vapor y aire acondicionado que ha aumentado un 4,1 %.

Por sexos, el paro masculino ha disminuido en el primer mes de este año respecto a diciembre de 2021 un 3,4 % (2.551 parados menos). El femenino ha descendido un 2,4 % (2.327 paradas menos). En comparación interanual el paro masculino se ha reducido un 23,4 % (22.299 parados menos), mientras que el femenino ha bajado un 19,3 % (22.9373 paradas menos).

El paro se distribuye en un 43,5 % de hombres y un 56,5 % de mujeres, situándose en 73.009 y 95.855 personas, respectivamente.    A propósito de los datos de desempleo correspondientes al mes de enero, conocidos este miércoles, CCOO valora de manera positiva la notable bajada registrada en la Comunidad de Madrid en términos generales.

No obstante, el sindicato recuerda que la región madrileña sigue con un gran número de familias que tienen a todos sus miembros en el paro y además sin prestación económica alguna, con lo que los esfuerzos deben intensificarse acelerando la puesta en marcha de las políticas activas de empleo.

La Comunidad de Madrid continúa con el lastre, como algo endémico, de la precariedad y  la inestabilidad del empleo en las mujeres y personas desempleadas de larga duración, una situación a la que hay que dedicar un mayor esfuerzo, insiste el sindicato.

CCOO de Madrid espera que la nueva Reforma laboral, cuyos efectos parecen notarse este mes en la subida de la contratación indefinida, proporcione cada mes más datos positivos  y se pueda hablar de que la contratación precaria y temporal va quedando disminuida de forma notable.  https://madrid.ccoo.es/31e984d34f32ac351f291d2813409cdd000045.jpg

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

A Todo Color



































Noticias Relacionadas