x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

14
May
2017
Madrid celebra hoy el Día de su Patrón PDF Imprimir E-mail
Otras Noticias - Madrid
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Foto cedida por Ayuntamiento de MadridIzado de la bandera, imposición de Medallas de Oro y Misa en la Pradera para celebrar San Isidro

La agenda de la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, hoy 15 de mayo, día de San Isidro se inicia a las 8.45 horas con la tradicional izada de la bandera que, por San Isidro, tiene lugar desde 2002 en los jardines del Descubrimiento, de la plaza de Colón.

Posteriormente, a las 10.00 horas, y acompañada por miembros de la Corporación, entregará las Medallas de Oro de Madrid a la Federación de Entidades y Centros para la Integración  y Ayuda de Marginados (FACIAM), al patinador madrileño Javier Fernández López, a la actriz Carmen Machi y al músico Rosendo. Será en el Pabellón de los Jardines de Cecilio Rodríguez,  Acceso por puerta de Granada, avenida de Menéndez Pelayo s/n, frente al número 67.

Finalmente, a las 13.00 horas, asistirá a la misa oficiada por el arzobispo de Madrid,  Carlos Osoro, en la pradera de San Isidro.

El 15 de mayo, día del patrón de Madrid San Isidro Labrador, llega en este 2017 lleno de música y nuevas propuestas culturales para que todos los madrileños y madrileñas puedan disfrutar del festivo y celebrar las fiestas por todo lo alto. Dentro de todas ellas, el Parque del Retiro se convierte en uno de los principales escenarios con actividades gratuitas para todos los públicos.

El lunes 15 de mayo, a las 12.00 horas en el Templete, el grupo de violonchelos de la escuela municipal de música Maestro Barbieri, con Estefanía Villarón a la dirección, ofrecerá un concierto repleto de grandes clásicos como Händel, Pachelbel, Bach y Vivaldi; y también alguna que otra sorpresa más actual con canciones de grupos como Metallica.

Una hora más tarde, a las 13:00 horas también en el Templete, actuación a cargo de la banda de la escuela municipal de música de Almudena Cano, liderada por Javier Bruna, en la que se podrán saborear temas tan conocidos como Autumn Leaves o Garota de Ipanema, entre otros.

La música continúa por la tarde, a las 20:30 horas, con una sesión de la DJ Laura Put; para dar paso después, a las 22:30 horas, a una de las actividades con más magia de las fiestas: un espectáculo de piromusicales de la compañía Ricardo Caballer en el que los fuegos artificiales y los efectos de iluminación se mezclarán con el agua del estanque, al ritmo de las bandas sonoras compuestas por Luis Miguel Cobo.

El lunes empieza temprano en la Pradera de San Isidro, que desde las 10:00 de la mañana seguirá la fiesta con un pasacalle castizo con gigantes y cabezudos y una exhibición de calva en colaboración con el Club de Calva Peña La mina del distrito de Carabanchel. 

La tradicional misa de romería se celebrará a las 12.30 horas, seguida de una gran verbena castiza llena de actuaciones de grupos tradicionales, chotis y, como no podía faltar, la degustación del mejor cocido madrileño. Para rematar, a las 00:00 horas en el campo de fútbol de la calle Gorrión, San Isidro se despide con un gran espectáculo pirotécnico.

Y en las Vistillas, las fiestas de San Isidro 2017 rendirán un especial y cálido homenaje a Gloria Fuertes con motivo de su centenario. A partir de las 20:00 de la tarde, la cantante y compositora Mari Pepa de Chamberí interpretará canciones populares a ritmo de pasodobles y cuplé con letras y composiciones de la famosa poeta, acompañada al piano por Miguel Tubía.

Con motivo de la festividad de San Isidro, y para conmemorar el IV Centenario de la Plaza Mayor, el género más castizo sale a la calle de la mano del Teatro de la Zarzuela en coproducción con el Área de Cultura del Ayuntamiento de Madrid. Mañana lunes, 15 de mayo, la Plaza Mayor acogerá la representación de Zarzuela en la calle, un espectáculo de género chico de gran formato, que realizará un recorrido por los temas más destacados y representativos de algunas de las zarzuelas más famosas de este género.

Zarzuela en la calle es una obra escrita por el autor, director e intérprete, Enrique Viana, en la que ha realizado una cuidada selección de algunos de los temas más destacados y representativos de algunas de las más famosas zarzuelas, como Doña Francisquita, La Gran Vía o El Barberillo de Lavapiés, entre otras.

El espectáculo, que será de acceso gratuito hasta completar aforo y dará comienzo a las 22.00 horas (apertura de accesos a las 20.30 horas – 2.900 asientos), ofrecerá un concierto interpretado por Enrique Viana, con la participación de los solistas Gurutze Beitia y Axier Sánchez, el coro del Teatro de la Zarzuela, un cuerpo de baile de 20 bailarines, con coreografía de Nuria Castejón, y la Orquesta de la Comunidad de Madrid, bajo la dirección musical del maestro Oliver Díaz.

Sin embargo, este día de San Isidro es sólo el final de una larga fiesta en Madrid que ha durado todo el fin de semana. Los primeros conciertos del viernes arrancaron a las 21 horas en Las Vistillas. El tradicional escenario se inundó de color y energía en un “mini-festival” temático consagrado a los sonidos tropicales más vanguardistas. Con sus irresistibles creaciones, mezcla de sonidos reales la selva amazónica y elementos electrónicos, el ecuatoriano Mateo Kingman hizo vibrar a un público entregado que coreaba “Lluvia” bajo la última tormenta de la jornada. Ya despojados del paraguas, los asistentes disfrutaron de la poderosa puesta en escena de los limeños Dengue Dengue Dengue, que han puesto de moda la tendencia “bass tropical” en todo el mundo. El cierre, a cargo del dúo colombiano de Dj’s Guacamayo Tropical, siempre cargados de sorpresas psicodélicas, electrónicas y folclóricas.

Ha tocado casi todos los palos en sus tres décadas sobre los escenarios, pero Martirio nunca había actuado con la Banda Sinfónica Municipal de Madrid. Anoche, a las 22h, lo hacía por primera vez y se declaraba “muy honrada” de trabajar junto a los músicos y su director, Rafael Sanz-Espert. Con César Guerrero en los arreglos, el repertorio del concierto “30 Años” de la icónica cantante se transformó en una experiencia única y una demostración de diversidad: del jazz a la copla, de Lorca a Chavela, sin olvidarse de sus inicios con insignias como las “Sevillanas de los bloques”.

A las 00 horas, Los Enemigos se presentaron en la Pradera de San Isidro reivindicando desde el primer tema que su aventura no es una cosa del pasado. Así, abrieron con ‘Vida Inteligente’ el tema que da nombre a su último LP. A partir de ahí, desgranaron su catálogo emocional de tres décadas de rock and roll ante un público que, como es habitual en la liturgia enemiga, coreó cada verso de los grandes himnos de la banda.

Por más que las historias de Los Enemigos sean generacionales, transversales y universales, es difícil encontrar a una banda que sea más identificable en el imaginario madrileño. Se despidió Josele Santiago diciendo que son «una banda de rock». Nada más que eso. Y nada menos.

La mañana del sábado 13 de mayo en las fiestas de San Isidro ha transcurrido en un ambiente familiar entre gigantes y cabezudos que están de aniversario, lo mejor del folclore madrileño, sonidos evocadores para inaugurar nuevos escenarios y música clásica en clave pedagógica.

Aunque sus orígenes son ancestrales, los gigantes y cabezudos de Madrid, con los personajes tal y como los conocemos hoy, debutaron un 13 de mayo de 1967 como amenizadores de las fiestas de San Isidro, entrando en la Plaza Mayor a las 11 horas de aquel día, también sábado como hoy.

50 años después, estas figuras tan queridas por los madrileños han regresado a la plaza para realizar una “foto de familia” junto a miembros de la Comparsa de Gigantes y Cabezudos de la ciudad de Madrid. Tras ello, cinco asociaciones de danzas madrileñas han tomado el escenario para mostrar lo mejor de nuestro folclore a ritmo de fandangos, rondones, jotas, seguidillas y boleros.

San Isidro 2017 se caracteriza, entre otras cosas, por la ampliación de los eventos a nuevos escenarios. Uno de ellos es ubicado en la hermosa Rosaleda del Parque del Oeste, inaugurado hoy a las 12:30 horas por Ubuntu Street Music.

Estos músicos de Paraguay, Hungría, Bolivia y España persiguen explorar todas las posibilidades del handpan, un curioso instrumento de percusión con el que consiguen crear viajes musicales oníricos al combinarlo con otros elementos como percusión reciclada, beatbox, guitarra o saxofón. Ubuntu Street Music ha logrado atraer a un nutrido público que incluía muchas familias e incluso bailarines acrobáticos espontáneos.

Pekeblau es un grupo de profesionales de larga trayectoria en la música, el teatro y la enseñanza. Esta mañana a las 11:30 horas han reunido al público familiar en la Plaza de Oriente en torno a su espectáculo “Historia del Cuarteto de Cuerda”.

Se trata de un concierto pedagógico que ha narrado, en clave de cuento apto para todas las edades, los orígenes del cuarteto de cuerda, la formación de música de cámara por excelencia, incorporando divertidas anécdotas sobre sus instrumentos.

Por la tarde, los grandes conciertos de San Isidro 2017 congregaron a un público de todas las edades con sus propuestas de pop, rock y música de raíces, pero no fueron los únicos: las propuestas repartidas por distintos rincones de la ciudad, como Madrid Río o la Plaza de Sánchez Bustillo, sorprendieron y llenaron de magia una ciudad convertida, verdaderamente, en un escenario vivo y abierto a todos.

Al atractivo de pasear por Madrid Río al atardecer se unía ayer el incentivo del festival “Madrid cambia de marcha”, que proponía una ruta por cuatro puentes del Río Manzanares, bajo los cuales los viandantes encontraban, a partir de las 19 horas, conciertos de diversos estilos.

Así, el Puente de Toledo acogió bajo sus arcos barrocos música clásica de este periodo; a la sombra del Puente Monumental de la Arganzuela, un icono de hoy, se disfrutaron estándares musicales contemporáneos como son el jazz y el soul; al Puente de Praga le correspondió el hip-hop, por su cercanía al skate park, uno de los epicentros de la cultura urbana madrileña; y el puente rodado hizo suyo lo mejor del cante y baile flamenco.

A las 19 horas, una concurridísima Plaza de Sánchez Bustillo congregaba a cientos de ciudadanos unidos por la afición a la música norteamericana y sus ganas de bailar al ritmo del swing, rock&roll, balboa o blues, con música en directo de The Dominos Swing Band y Madrid Hot Jazz Band.

Para los menos iniciados, Blanco y Negro Studio ofrecía clases abiertas para enseñar a bailar estos populares ritmos. No importaba la pericia, sino la energía colectiva generada por todos los participantes en este animado baile social.

La cita con los grandes eventos musicales comenzó a las 19 horas en el escenario Puerta del Ángel, con la cita más pop: LOS40 Primavera Pop, cuyo cartel, con Blas Cantó, Cali y el Dandee, David Otero, Taburete o Sweet California atrajo a 20.000 personas, primando los jóvenes –y emocionados- fans de estos artistas y muchos otros.

A las 20 horas, saltaba al escenario de la Plaza Mayor Nakany Kanté, artista guineana muy comprometida con las diferencias sociales y de género, cuyo espectacular directo arrancó encendidos aplausos. Tras ella, Soleá Morente volvió a demostrar que su mezcla de flamenco y pop rock es diferente cualquier fusión que hayamos visto antes.

Por su parte, el otro gran escenario de San Isidro, el situado en la Pradera, volvía a ofrecer una tarde-noche de rock que alcanzaba su punto álgido a eso de la medianoche con Corizonas, banda surgida de la combinación de Arizona Baby y Los Coronas, que se inició con versiones de americana y ha llegado mucho más allá gracias a dos discos con canciones propias verdaderamente portentosas.

La mañana del domingo, 14 de mayo, ha ofrecido una amplia muestra de la esencia de Madrid en estado puro: desde la mejor tradición musical con la Banda Sinfónica Municipal en el Retiro, a la emocionante lectura ciudadana de poemas de la madrileña Gloria Fuertes, pasando por la mezcla de vanguardia cultural y sostenibilidad de Music & Dealers.

Segunda intervención de la Banda Sinfónica Municipal de Madrid, dirigida por Rafael Sanz-Espert, en estas fiestas: la primera fue el pasado viernes noche junto a Martirio en la Plaza Mayor, y esta mañana, la formación regresaba al Templete del Parque del Retiro con un concierto a las 12h.

Madrid en estado puro: la imprescindible Banda Sinfónica Municipal, que cuenta con más de 100 años de historia, ofreció un repertorio puramente madrileño, desde “La Gran Vía” a “Luisa Fernanda”, con lleno absoluto en la explanada del Templete.

Hoy es el último día de la exposición “Gloria Fuertes 1917-1998” en el Fernán Gómez Centro Cultural de la Villa. Para celebrar la clausura, a las 12:30 horas ha arrancado una lectura continuada de su poesía abierta a todos los públicos.

Muchos han sido los ciudadanos –adultos y niños de distintas edades- que se han acercado con sus propios libros a recitar sus textos favoritos de la maravillosa escritora madrileña que nos invitaba a “hacer posibles los imposibles”, como recordaba una joven lectora.

La Nave de Terneras, el Centro Cultural Casa del Reloj y la explanada de Madrid Río han vuelto a acoger el festival Music & Dealers, que en su tercera edición ha diseñado una programación “especial San Isidro”.

Así, a las sesiones de Dj’s y música en vivo para público joven y familiar, se ha unido una gran verbena popular con chotis y pasodobles. Tampoco ha faltado el arte urbano, la ilustración y la fotografía en este evento multidisciplinar que celebra hoy su última jornada en Arganzuela.

Por la tarde, tres de los grandes escenarios de San Isidro enamoraron al público por tercera noche consecutiva, con una programación de conciertos donde volvió a reinar la diversidad, la calidad y el talento.

La música experimental no está reñida con el gran público. Así se demostró ayer noche en la Plaza Mayor, con lleno absoluto casi desde primera hora, cuando sonaban los primeros acordes de la orquesta del clarinetista y compositor Mastretta, con su alegre propuesta que mezcla ritmos populares con toques de experimentación e improvisación.

A continuación, el polvo del desierto de Almería parecía inundar la plaza con las guitarras de spaghetti western de Guadalupe Plata y su fusión de blues, rock, jazz y flamenco. La guinda del pastel venía de Hamburgo con el atípico conjunto de percusión y viento Meute, autodenominado como “techno marching band”.

El concierto de Surfin’ Bichos, conmemoración del 25 aniversario de su mítico “Hermanos Carnales”, fue un auténtico viaje a los orígenes del indie. Esta banda y este álbum representan una influencia clave para varias generaciones de pop rock en castellano, incluidos los gallegos Triángulo de Amor Bizarro, cuyos integrantes se mostraron honrados de preceder a Surfin’ Bichos en el escenario.

A los postres, la chilena Javiera Mena montó una fiesta retro-futurista y demostró que a su transgresión electro-pop, que viene de lejos –más de 15 años en pie de guerra- le quedan muchas vidas más.

La noche del 14 de mayo fue el turno del “mini-festival” de sonidos urbanos en Las Vistillas, con Delafé presentando su disco “La fuerza irresistible”. Tras este seudónimo se esconde Oscar D’Aniello quien, tras diez años con Delafé y la Flores Azules, emprende ahora el camino en solitario, sin apartarse un ápice de su reconocible estilo: sobre una base de pop y electrónica, Delafé nos canta, nos cuenta en clave de rap, historias cotidianas llenas de vitalismo. Imposible no saltar con una sonrisa de oreja a oreja con estribillos que dicen cosas como “tú eres lo más bonito del mundo”.

Pero las fiestas no han sido todo lo tranquilas que se esperaba. El sábado , en torno a las 20.00, la concejala del Área de Políticas de Género y Diversidad, Celia Mayer, subió al escenario de la Plaza Mayor, antes de los conciertos con motivo de las fiestas de San Isidro, para dedicar unas palabras a la mujer de 27 años asesinada el viernes en Usera y llamar a la ciudadanía madrileña a luchar contra la violencia machista: "Ayer conocimos una víctima más, una de las 24 mujeres que han sido asesinadas este año en nuestro país. Lo importante es que todos y todas las que estamos hoy aquí rompamos con el silencio y la complicidad que reproducen estas violencias. Es importante que Madrid diga alto y fuerte: 'Ni una menos, nos queremos vivas", animó Mayer, que recibió la respuesta comprometida del público en forma de aplausos.

Por su parte, la concejala de Carabanchel y Latina, Esther Gómez, hizo un llamamiento similar desde el escenario de la Pradera de San Isidro. Estas declaraciones se suman a la condena en todas las redes sociales del área y del Ayuntamiento de Madrid ante este último asesinato, presuntamente por violencia machista, que continuaba con la concentración delante de la residencia de la víctima, ayer domingo a las 12.00, en Usera, así como con un minuto de silencio en todas las dependencias del Ayuntamiento en los próximos días y tres días de luto oficial.

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar















Mitula





A Todo Color








Noticias Relacionadas