x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

03
Abr
2018
Comienzan las obras de renovación de la Gran Vía de Madrid PDF Imprimir E-mail
Otras Noticias - Madrid
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Foto cedida por Ayuntamiento de MadridHabrá desvíos durante, al menos, tres meses

Este martes tres de abril comenzaban en horario nocturno los trabajos para ensanchar las aceras de los pares en la Gran Vía. Para ello y durante tres noches, se realizarán las tareas para ordenar los desvíos de tráfico necesarios para la remodelación de esta calle. Un proyecto que transformará esta vía en un espacio con mayor protagonismo del peatón y la bicicleta, y con mejor calidad ambiental. Para ello se ampliarán las aceras y se reordenarán los carriles de circulación de forma que se pueda integrar la bici con el resto del tráfico rodado. Por otra parte, el proyecto pone el acento en la mejora de la calidad ambiental y paisajística mediante la plantación de nuevo arbolado y la creación de áreas estanciales.

Las tareas de desvío se realizarán de noche para interferir lo menos posible al tráfico, dado que, además de la colocación de las barreras físicas necesarias, es preciso repintar los nuevos carriles. Los trabajos comenzarán en el arranque de la Gran Vía en la calle de Alcalá y llegarán la tercera noche hasta la plaza de España.

El desvío consistirá en desplazar la calzada hacia el lado de los números impares, manteniendo la misma sección (dos carriles por sentido). De esta forma, se reduce, en el lado de los impares, la ocupación en el antiguo carril bus (que ahora estaba restringido al tráfico y de uso exclusivo peatonal) y aumenta la ocupación en el lado de los pares. Esto permitirá el inicio de los trabajos de ampliación de las aceras en el lado de los números pares.

En esta primera fase, que tendrá una duración aproximada de tres meses, se mantiene la sección de calzada, es decir, dos carriles por sentido, reservando uno de ellos en cada sentido como carril bus.

Con la ejecución de este proyecto se mejorará el equilibrio de la calle en relación a los distintos modos de movilidad, mejorando la movilidad peatonal y la accesibilidad universal, introduciendo la movilidad ciclista y reordenando las marquesinas de autobús para optimizar el transporte público colectivo.

Por otra parte, se mejorará la permeabilidad transversal de la Gran Vía con la creación de nuevos pasos de peatones y la ampliación de los existentes. En conjunto, se trata de reordenar los usos, los equipamientos  y la sección de la calle, manteniendo su papel como eje fundamental del centro histórico pero redistribuyendo el espacio destinado a las distintas formas de movilidad más acordes con las demandas y necesidades actuales.

Todas estas transformaciones pretenden adaptar la estructura de movilidad de la calle a su condición de eje fundamental de la nueva Área de Prioridad Peatonal del Plan A Cero Emisiones. Este nuevo modelo de movilidad permitirá mejorar la calidad del aire, el paisaje urbano, la movilidad ciclista y peatonal, y el transporte público, lo que se verá reforzado con una serie de acciones complementarias, tales como la adaptación de toda la calle a la normativa de accesibilidad universal y supresión de barreras arquitectónicas; la reordenación del mobiliario y los quioscos para eliminar obstáculos e impactos negativos.

Además, se instalarán fuentes de beber accesibles, nuevo alumbrado con criterios de sostenibilidad y eficiencia energética a través de tecnología LED en todos sus puntos, nuevos semáforos con tecnología adaptada para personas con diversidad funcional, y se mejorará la relación con las calles y plazas colindantes.

Durante la duración de las obras se desplegará un dispositivo especial de Agentes de Movilidad que efectuará labores de vigilancia de las zonas de carga y descarga, y de apoyo a la organización de los trabajos, las labores asociadas a la ejecución de cualquier obra.

Por este motivo se recomienda a la ciudadanía evitar la circulación en vehículo privado por la zona afectada por las obras y utilizar el transporte público para acceder a la Gran Vía.

En caso de ser necesaria la utilización del vehículo privado se facilitan los siguientes itinerarios circulares alternativos de conexión con la zona según el siguiente plano zonal.

Sentido interior: Plaza de la Independencia-calle Alfonso XII-Paseo de Infanta Isabel-paso inferior de la Plaza del Emperador Carlos V-Ronda de Atocha-Ronda de Valencia-Glorieta de Embajadores-Ronda de Toledo-Glorieta Puerta de Toledo (en superficie)-Gran Vía de San Francisco-Plaza de San Francisco-calle Bailén-calle Ferraz-calle Marqués de Urquijo-calle Alberto Aguilera-Glorieta Ruíz Jiménez-calle Carranza-Glorieta de Bilbao-calle Sagasta-Plaza de Alonso Martínez-calle Génova-Plaza de Colón-calle Jorge Juan-calle Serrano-Plaza de la Independencia.

Sentido exterior: Plaza de la Independencia-calle Alcalá-calle Velázquez-calle Goya-Plaza Colón-calle Génova-Plaza Alonso Martínez-calle Sagasta-Glorieta  Bilbao-calle Carranza-Glorieta de Ruíz Jiménez-calle Alberto Aguilera-calle Marqués de Urquijo-Paseo del Pintor Rosales-Plaza de Marqués de Cerralbo-calle Ferraz-calle Bailén-Plaza de San Francisco-Gran Vía de San Francisco-Glorieta Puerta de Toledo-Ronda de Toledo-Glorieta de Embajadores-Ronda de Valencia-Ronda de  Atocha-paso  inferior de la Plaza del Emperador Carlos V-Paseo de la Infanta Isabel-calle Alfonso XII-Plaza Independencia. Para desplazamientos de largo recorrido se recomienda utilizar la M30 y M40.

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar







































































Mitula



















A Todo Color



































Noticias Relacionadas