x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

19
Ene
2022
Baja la incidencia y la ocupación en los datos del lunes PDF Imprimir E-mail
Otras Noticias - Comunidad de Madrid
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Foto cedida por CAMEl Ministerio de Sanidad desvela que Omicron afecta más a los bronquios y en entornos domésticos

Este martes, además de la actualización por municipios en Madrid, y la actualización de la incidencia del Gobierno, el Ministerio de Sanidad sorprendía con la publicación de un nuevo documento sobre los datos que se conocen acerca de la nueva variante sudafricana Omicron, y lo cierto es que el texto está cargado de información interesante que, hasta ahora, no era conocida por el gran público. Así, por ejemplo, el Ministerio desvela que las mutaciones sufridas frente a la variante original de Wuhan son ya 55, incluyendo algunas presentes en las cepas británica, sudafricana, india o colombiana, entre otras, lo que podría explicar la caída de la peligrosidad de la nueva variante, que no sería otra cosa que un combinado del resto de cepas ya descubiertas.

Esa menor peligrosidad, según el informe, se muestra en los efectos que produce, pues, a diferencia de la cepa india, que atacaba los pulmones, Omicron se concentra en los bronquios, lo que provoca que sea mucho más fácil su expansión, favorecida también por un periodo de incubación inferior a los tres días (la ventana de infectividad es del día 3 al 10, con el mayor foco entre el día 3 y el 6).

Pero los datos más interesantes llegan al hablar de la inmunización, pues el informe desvela que la caída de inmunidad de la nueva variante se produce sólo con respecto a las vacunas, ya que la inmunidad natural, que posee el 50% de la población, se mantiene. Eso sí, desvela el informe, en los casos sintomáticos, las vacunas tienen menos efectividad a la hora de reducir la gravedad que en otras cepas, lo que, afirma el informe, puede provocar presión sanitaria. Además, Omicron se transmite más fácilmente en los hogares que cepas anteriores, con hasta un 16% de contagios domésticos frente al 10% de la cepa india.

El riesgo de reinfección es mucho más alto con la nueva cepa, hasta el punto de que el riesgo de infección primaria (personas contagiadas con Omicron que no han tenido contacto previo con el virus, bien a través de cepas anteriores, o bien a través de la vacuna) es más bajo que el de reinfección (personas vacunadas, o que ya han pasado la enfermedad de forma sintomática o asintomática). Esto cambia por completo la situación de la epidemia, pues en todas las variantes anteriores el riesgo de reinfección era casi nulo, siendo todos los contagios infecciones primarias.

Volviendo a las vacunas, el informe afirma que varios estudios desvelan que la efectividad vacunal aumenta con la tercera dosis, pero sólo por un tiempo limitado (la efectividad comienza a decaer a los dos meses y medio), y con menor protección frente a hospitalizaciones que la cepa india. Además, cuenta el informe, si bien la protección de la vacuna de AstraZeneca es menor, con una dosis de las vacunas de ARN, su efectividad es similar a las tres dosis de Pfizer y Moderna. Con este panorama, el problema puede llegar con nuevas cepas que pudieran reactivar la epidemia, por lo que, concluye el informe, es necesario seguir vigilando su aparición con análisis por cribado.

La evolución del día a día continúa en la misma tendencia de las últimas jornadas, con una caída de casos importante en aquellas zonas que primero, y de forma más explosiva, sufrieron la sexta ola (Navarra, País Vasco y Madrid, entre otras); y una subida de casos en las demás, lo que hace que la media española siga subiendo, situándose ya en 3.306. En el caso de Madrid, baja de nuevo de 2.500, al quedarse en 2.454, la segunda incidencia más baja del país.

En los datos del lunes en la región, también siguen las tendencias de la desescalada, con los contagios en un nivel de estabilidad, la ocupación cayendo tras la recuperación de las altas, y los ingresos recuperando la media previa al fin de semana. Lo que también sigue subiendo son los datos de contagios actualizados, que ya sí comienzan a parecerse a lo esperado. Así, siguen siendo siete las jornadas que superan los veinte mil contagios en el pico de la ola, pero hay otros cinco que podrían superar la barrera en próximos días, extendiendo la cúspide hasta el pasado 10 de enero. Lo que no cambia es el día con más contagios, que sigue siendo el 28 de diciembre, con más de 24.000 positivos detectados en 24 horas.

Con estos datos, el martes comenzaba en Madrid con 3.135 personas ingresadas, 37 menos que el domingo, de los que 325, los mismos que el día anterior, están en la UCI. Los ingresos se sitúan en 415, treinta de ellos en estado grave. Los decesos bajan de 38 a 36, mientras que los contagios marcan 11.932 en el día y 15.037 actualizados.

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

A Todo Color



































Noticias Relacionadas